Acerca de

Tarot baraja española

Historia completa

Es común encontrarse a personas que no tienen un conocimiento alto en la materia de la lectura espiritual. El mismo desconocimiento que lleva a una gran cantidad de individuos a no confiar plenamente en un vidente que hace lecturas, si no usa un mazo clásico del tarot, que es el medio más conocido por la persona promedio interesada en ser parte de una lectura de su ser. Esto, en la mayoría de los casos, no es con malas intenciones, sino que es simplemente una consecuencia de la ignorancia y poca información que hay sobre la videncia, lo cual normalmente dificulta saber qué clase de información es verídica sobre el tema que se trata.

 

    La realidad es que la videncia es una habilidad, característica y don que se podría definir de forma precisa como la capacidad innata de una persona para conectar con un plano elevado en el que se encuentran las energías. Como se observa en esta definición, la videncia no está limitada a la herramienta o intermediario que se utilice, de hecho, los videntes reales y capacitados tienen la opción de acceder y leer el plano de las energías a través de infinitos medios útiles. Sucede así porque las energías no están directamente conectadas a nada del plano físico donde nos encontramos nosotros y donde se encuentran todas las personas. Funciona de forma que es el vidente aquel que establece la conexión entre el mundo físico y el mundo espiritual, implementando la influencia de las energías en los objetos físicos, sin ninguna clase de discriminación.


  Lo que recientemente discutimos, significa que aunque las cartas clásicas y originales del tarot (como pueden ser: el diablo, la torre, fuerza, etc.) son nada más que un objeto físico como todos, al cual se le influencia con las energías que facilita un vidente capaz tanto de darle lo que necesita para reaccionar de forma precisa, como de interpretar lo que realmente muestra en las cartas. Asimismo, la baraja española es un instrumento al que se le puede aplicar el mismo proceso en el que un vidente le hace reflejar las energías y así lo interpreta de la misma manera que se utiliza cualquier otro instrumento de lectura espiritual.